Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Skip Navigation LinksCouncil-117 Consejo, 117º periodo de sesiones

Skip Navigation LinksIMO / Spanish / Sala de prensa / Resúmenes de las reuniones / Consejo / Consejo, 117º periodo de sesiones

Consejo, 117º periodo de sesiones, del 5 al 8 de diciembre de 2016

08/12/2016

Estrategia y planificación

El Consejo acuñó una nueva declaración de propósito de la Organización, unos principios fundamentales que habrán de tenerse en cuenta en toda la labor de la Organización, así como los siete principios centrados en direcciones estratégicas.  

El Plan estratégico completo y los indicadores de resultadose se presentarán a la Asamblea de la OMI para su adopción al final de 2017.

 

Propósito de la Organización Marítima Internacional para el periodo 2018-2023

La OMI continuará desempeñando su función de liderazgo como el regulador mundial del transporte marítimo, fomentará un mayor reconocimiento de la importancia del sector y hará posible que el transporte marítimo avance, y, al mismo tiempo, hará frente a los retos que suponen los continuos cambios tecnológicos y del comercio mundial y a la necesidad de cumplir con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Para conseguir esto, la OMI se centrará en la elaboración, revisión, implantación y cumplimiento de sus instrumentos en sus esfuerzos para indicar, analizar y abordar de manera proactiva los problemas que surjan y prestar apoyo a los Estados Miembros a fin de que implanten la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

 

Principios estratégicos:

1. Mejorar la implantación

La OMI ha elaborado más de 50 tratados internacionales, junto con las normas conexas, que tienen que ser implantados por los Estados Miembros, ya que éstos tienen la obligación de ratificar e implantar los instrumentos adoptados como Convenios de la OMI. Es necesario asegurarse de que las reglas son implantadas y cumplidas de manera eficaz y coherente.

 

2. Integrar las tecnologías nuevas y avanzadas en el marco reglamentario

Dado que los avances tecnológicos constituyen tanto oportunidades como retos, su incorporación se ha de examinar atentamente a fin de ubicarlos de la manera debida en el marco reglamentario de la Organización. Para ello hay que equilibrar las ventajas que se derivan de las tecnologías nuevas y avanzadas frente a las preocupaciones en materia de seguridad y protección, sus repercusiones para el medio ambiente y la facilitación del comercio internacional, los costes posibles para el sector, y por último, sus repercusiones para el personal, tanto a bordo como en tierra.

3. Responder al cambio climático

La respuesta al cambio climático será uno principios estratégicos vitales de la OMI. Es uno de los mayores retos de nuestra era que la OMI ha abordado desde hace algún tiempo. En su papel como organismo regulador mundial del transporte marítimo internacional, la OMI seguirá elaborando soluciones adecuadas, ambiciosas y realistas para reducir la contribución del transporte marítimo a la contaminación atmosférica y sus repercusiones sobre el cambio climático.

 

4. Participar en la gobernanza de los océanos

La OMI continuará participando en la gobernanza de los océanos, lo que significa que los procesos y mecanismos sobre el uso de los océanos son regulados y controlados.

 

5. Mejorar la facilitación y protección mundial del comercio internacional

La OMI ayudará a que el  transporte marítimo internacional funcione de manera más eficaz desde el punto de vista administrativo. Esto significa abordar aspectos tales como las formalidades de llegada y salida, la documentación y la certificación, y en general, reducir las cargas administrativas que rodean el funcionamiento del buque.

 

6. Garantizar la eficacia reglamentaria

La OMI se centrará en mejorar el proceso actual de elaboración de las reglas, a fin de hacerlas más eficaces. Para ello, reunirá más datos y los analizará mejor y de forma más inteligente para tomar decisiones. Asimismo, mejorará los procesos para que los Estados Miembros y el sector proporcionen información, así como la manera en la que la Organización aprende de la experiencia y aplica las lecciones aprendidas en el proceso normativo.

 

7. Garantizar la eficacia organizativa

El objetivo es aumentar la eficacia general de la OMI, incluidos los Estados Miembros, las ONG, los donantes, la Secretaría, es decir, las numerosas partes interesadas de la Organización en su conjunto.